domingo, 6 de marzo de 2011

[hay peldaños]

hay peldaños
envueltos en lágrimas
cantarle al agua
la tristeza de vestir
dos veces la misma ropa

secretos de mimbre
inmóviles
enarbolan un silencio
que va tejiendo
las edades de las sillas

el silencio de los objetos
y de las grietas en las paredes

el silencio como una semilla
en la plaza

silencio de ropa limpia
doblada sobre la mesa,


hay que beber secretos
engullir cada escalón
tragarnos las guitarras y las revistas
para que nunca
oigan los vecinos
el crepitar vergonzoso
de nuestras sartenes

Mar Benegas. Niña pluma Niña nadie (2010).

2 comentarios:

Mar Benegas dijo...

¡wow!, mágnifico trabajo, gracias por alojarme en semejante archivo y gracias por permitirnos el hallazgo de tantos y tantos poetas.

Castedo Merinero dijo...

Gracias Mar.
El blog es un pequeña y desordenada recopilación que no es posible sin labor de vosotros los poetas.
Ayer acabé de leer tu libro y me encantó. Extremadamente sensible y sutilmente reivindicativo.
Un abrazo.